El sarcasmo como instrumento postmoderno ya no nos sirve.

No es un chiste sonar posmoderno y sarcástico en un país con tanta confusión como el nuestro.

Aquí el sarcasmo esta por todos lados y me parece decadente.

Me refiero a usar cínicamente las situaciones para nunca ir al punto. A esa necesidad imperiosa de ser menos humano para ser un personaje.
 


Comments




Leave a Reply